La muestra se exhibe en la Sala Segundo Nivel del recinto. Foto: Melitón Tapia, INAH.

 

*** La muestra instalada en la Sala Segundo Nivel del recinto, reúne 17 obras contemporáneas de los artistas Seahyun Lee, Jaerok Jang y Minseok Chi

 

*** Con ellas se busca generar un acercamiento del público a la cultura, sociedad y nuevas expresiones artísticas de aquel país asiático


 


Un reflejo de la sociedad moderna y la tradición ancestral de Corea a partir de un arte compuesto por paisajes, cuadros en rojo con efectos de guerra y pinturas realizadas con materiales reciclados inspiradas en el budismo, de los artistas Seahyun Lee, Jaerok Jang y Minseok Chi, se muestra en la exposición temporal Tres espejos de Corea, inaugurada en el Museo Nacional de las Culturas del Mundo (MNCM), del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).


Durante evento, Gloria Artís Mercadet, titular del MNCM, señaló que cada artista, a su manera, es un espejo de su país, porque los lienzos expuestos presentan los cambios de la sociedad coreana, el enorme desarrollo económico y tecnológico alcanzado en los últimos 50 años, su despegue e incorporación al mercado globalizado y las transformaciones políticas.


Añadió que el arte en Corea está regido por estrictas normas tradicionales que resguardan celosamente un código ético y filosófico, valores que representan las enseñanzas del confucionismo, budismo y taoísmo, es por ello, que su evolución artística más que una serie de revoluciones, se ve como una sucesión de cambios frente al mundo.


“Llamados artistas de la nueva generación, sus obras reflejan la resistencia de la tradición milenaria, frente a las contrastantes ideas de la modernidad. Los lienzos son en sí una confrontación entre el desarrollo acelerado y las creencias religiosas, divisan también paisajes teñidos de rojo (alusivo a la sangre) que son un llamado de atención sobre la inminente destrucción de la naturaleza, cuando es precisamente ella la que nos da un sentido y propósito como especie”, refirió.


En tanto, Byoung Jin Han, ministro de la Embajada de la República de Corea en México, tras agradecer al INAH por permitir difundir la cultura de su país, puntualizó que la preservación del patrimonio histórico y cultural es fundamental para que futuras generaciones logren entender la identidad de ambos países.


Tres espejos de Corea está compuesta por 17 obras de arte contemporáneo que logran expresar la historia, sensibilidad religiosa, esperanza  y la verdadera esencia de nuestro pueblo coreano”, acotó.


La muestra, que se presenta como parte de la colaboración entre el INAH, el Centro Cultural Coreano y la Embajada de Corea en nuestro país, exhibe siete pinturas rojas del artista Seahyun Lee, seis cuadros del pintor crítico del capitalismo Jaerok Jang y cuatro obras, entre pinturas e instalaciones, del artista de inspiración budista Minseok Chi.


Bajo la curaduría del crítico Jinmyung Lee, curador en jefe del Daegu Art Museum, en ellas se retoman técnicas tradicionales asiáticas, como el uso del pincel y  la tinta.


El trabajo de Minseok Chi está fuertemente inspirado por el budismo, es por ello que tanto sus pinturas como sus instalaciones retoman la figura de Buda y otros símbolos de esta filosofía nacida en Asia. Botellas de plástico, objetos que ya no tienen vida útil y trazos abstractos plasman de manera contemporánea las imágenes budistas, lo que genera una mezcla entre el valor tradicional y la sociedad moderna.


A su vez, el arte de Jaerok Jang busca representar parte del pasado que se ha perdido en su país como los bosques y montañas que se transformaron en grandes ciudades.


En cambio, la obra de Seahyun Lee se caracteriza por el color rojo con el cual plasma montañas, espacios acuáticos y rostros tristes de los habitantes coreanos que reflejan la historia moderna del país, justo después de la guerra en los años 50 y la división de la península por la mitad. Por lo tanto, su propuesta genera un contraste entre la desilusión de los tiempos modernos y la belleza de la naturaleza característica de su país.


En la ceremonia inaugural también asistieron Ki Jin Song, director del Centro Cultural Coreano en México; Youngjoon Yu, presidente de la Asociación Coreana en México; y Silvia Seligson, investigadora del MNCM.


Tres espejos de Corea permanecerá abierta hasta el próximo 30 de septiembre en la Sala Segundo Nivel del Museo Nacional de las Culturas del Mundo  (Moneda 13, Centro Histórico de la Ciudad de México). Entrada libre.

 

 

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (20180705_boletin_217.pdf)Boletín 217[Descarga]

Atención a medios de comunicación

 

  Arturo Méndez

 

Suli Kairos Huerta Figueroa
Directora de Medios de Comunicación

Foto del día

El rostro del sol