La fiesta literaria inició con la entrega del Premio Antonio García Cubas, al que se agregan nuevas categorías: Novela Histórica, Catálogo de Exposiciones y Obra Juvenil. Foto Héctor Montaño, INAH.

 

*** El evento literario inició con la entrega del Premio Antonio García Cubas, al que se agregarán nuevas categorías: Novela Histórica, Catálogo de Exposiciones y Obra Juvenil

*** Teresa Franco, titular del INAH, destacó que la feria se ha consolidado como un espacio de introspección y de discernimiento, que reúne diferentes formas de percibir y entender a la sociedad desde la perspectiva de la antropología y la historia 



Con la entrega del Premio Antonio García Cubas al mejor libro y labor editorial en los rubros de la antropología y la historia, Teresa Franco, directora general del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), inauguró la XXVII Feria Internacional del Libro de Antropología e Historia (FILAH), en un acto donde dio a conocer que dicho galardón contará con tres nuevas categorías para la edición de 2016: Novela Histórica, Catálogo de Exposiciones y Obra Juvenil.

Durante el evento realizado en el Auditorio Jaime Torres Bodet del Museo Nacional de Antropología, que tiene como invitados a Colombia y a Chiapas, Teresa Franco —acompañada de Manuel Velasco, gobernador de esa entidad— destacó que el INAH reconoce una vez más con este premio el trabajo editorial en los ámbitos de la antropología física y social, arqueología, etnología, historia, lingüística, etnohistoria, paleontología, restauración y conservación del patrimonio cultural. Es el único galardón que fomenta la labor de las editoriales nacionales, específicamente en estos campos.

Para esta edición, expuso, el Instituto incrementó el premio en más de 65 por ciento respecto al monto anterior, lo cual se tradujo en la inscripción de 119 títulos en sus seis categorías: Obra Científica, Divulgación, Infantil y Juvenil, Libro de Texto Escolar, Arte y Facsimilar; esta última se creó a petición del jurado con la finalidad de recibir mayor número de textos.

Teresa Franco explicó que, gracias a la recomendación del jurado —encabezado por José Ignacio Echeverría, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (Caniem)— se agregarán a la convocatoria las categorías mencionadas.

La directora general del INAH aseguró que la feria ha consolidado su prestigio como un espacio de introspección y discernimiento; ahí se dan cita las diferentes formas de percibir y entender la sociedad desde la perspectiva de la antropología y la historia.

“La visión internacional que tiene la feria pretende que los académicos, el público interesado, jóvenes y niños se adentren en una visión humanista, desde la ciencia social, de lo que acontece en el mundo, que puede encontrar explicaciones de lo que viene pasando, hasta las más profundas raíces de nuestras civilizaciones y culturas”.

Afirmó que, para el país, la FILAH se ha convertido en un referente ineludible en temas que ocupan al Instituto y se constituye ya en una tradición. Es un escaparate de y para el ámbito cultural, donde prevalece el intercambio de ideas y conceptos mediante una enorme oferta editorial, mesas redondas, foros de discusión y presentaciones específicas de nuevos títulos.

Sobre la presencia de Colombia como invitado de honor, Teresa Franco comentó que ambas naciones (México y Colombia) tienen una gran historia en común y cada una se distingue por incontables facetas que originan sus propias identidades.

Subrayó la presencia de alrededor de 400 títulos de diez editoriales universitarias, la participación de especialistas colombianos en los diversos foros académicos, una exposición fotográfica, un ciclo de cine y la presentación de artistas, entre otras actividades.

Respecto a la participación de Chiapas, enfatizó la participación de nueve casas editoriales, música, danzas y una exposición del artista plástico chiapaneco Juan Chawuk, así como los productos artesanales de esa región de México.

Teresa Franco aludió al reciente fallecimiento del escritor Eraclio Zepeda, ocurrido en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. “Él iba a participar en la Primera Jornada: Distintas Miradas sobre las Ciudades Históricas. Su ausencia nos duele y su presencia intelectual es y será imperecedera. Pensamos en él y enviamos un abrazo muy afectuoso a su esposa, Elva Macías, y a todos sus familiares, a sus amigos y a sus lectores”.

La directora general del INAH reconoció que en la FILAH se manejan temas intelectuales, sociales y culturales, entre otros, que puedan explicar, en buena medida, la pluralidad y la diversidad del país.

Manuel Velasco Coello, gobernador del estado de Chiapas, destacó que el Premio García Cubas rinda homenaje al gran geógrafo mexicano, quien es recordado en esa entidad por su participación activa en la línea divisoria de la frontera sur del país.

Adelantó que las novedades editoriales de las universidades e instituciones chiapanecas darán fe de que los mexicanos cuentan con un patrimonio común que los identifica, los enorgullece y une por encima de cualquier diferencia.

El ministro consejero Javier Bejarano, encargado de negocios de la Embajada de Colombia en México, dijo que la participación de su país como invitado a la FILAH dará impulso al claro diálogo que en esta materia han consolidado ambos países, y será una puerta abierta para continuar explorando mecanismos para compartir conocimiento y experiencias en beneficio mutuo.

Esta feria será una verdadera oportunidad para descubrir el realismo mágico de Colombia, la riqueza de su historia y el pasado compartido que tiene con México, señaló.

Para José Ignacio Echeverría, presidente de la Caniem y presidente del jurado de la edición 2015 del Premio Antonio García Cubas, la FILAH es uno de los acontecimientos culturales más importantes de la Ciudad de México; es ya un referente muy especial en el ciclo de ferias del país.

Entre los principales galardonados con el Premio Antonio García Cubas, figuraron en la categoría de Obra Científica, Antropología del Cerebro. Conciencia cultural y libre albedrio, de Roger Bartra. En Obra de Divulgación, el reconocimiento fue para la Colección Historia Ilustrada, tomos Literatura y Arqueología, coordinada por Enrique Florescano, quien recibió el galardón.

Piratas, corsarios, bucaneros y filibusteros en San Francisco de Campeche de Silvia Molina, ganó en la Categoría Obra Infantil y Juvenil. El apartado sobre Libro Texto Escolar fue para el volumen Mandeakar Ombeayiüts. Minawiig nekiajchay, de Gervasio Montero Gutenberg y María Soledad Pérez López. En Libro de Arte, se premió la obra Grandes maestros del arte popular. Iberoamérica, tomo III, de Cándida Fernández de Calderón;  en Edición Facsimilar, se galardonó el volumen Arte de la lengua mexicana y castellana. La edición crítica, estudio introductorio, transliteración y notas de Asunción Hernández de León-Portilla, de la editorial IIH-UNAM. 

En el evento inaugural también estuvieron presentes Diego Prieto, secretario técnico del INAH; Leticia Perlasca Núñez, coordinadora nacional de Difusión; Antonio Saborit, director del Museo Nacional de Antropología; Nicolás Núñez, director de Publicaciones del INAH, y Juan Carlos Cal y Mayor, director general del Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Chiapas.

La XXVII Feria Internacional del Libro de Antropología e Historia cuenta con la participación de cerca de 90 editoriales, más de 20 mil títulos; 103 presentaciones editoriales, 6 foros académicos y 15 talleres para el público infantil y juvenil. Se proyectarán 35 cintas cinematográficas, y 500 artistas actuarán en el Foro Artístico; habrá mesas redondas y exposiciones plásticas, entre otras actividades.

La FILAH se lleva a cabo hasta el 4 de octubre, en el Museo Nacional de Antropología, ubicado en Reforma y Gandhi s/n, colonia Chapultepec Polanco. La entrada es gratuita.

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (20150924_boletin_249.pdf)Descarga[Boletín 249]138 kB