Importancia 
 

El Museo de Sitio de la Zona Arqueológica de Tzintzuntzan se inauguró en 2014 para dar a conocer los materiales recuperados en las exploraciones realizadas en la antigua capital del Imperio tarasco, que dominó gran parte del occidente de Mesoamérica al final del periodo prehispánico.

 

Historia del Museo

La idea del museo se remonta al siglo pasado. Luego de ocho temporadas de exploración y restauración, la gente de la localidad solicitaba ver los objetos hallados. Para satisfacer esas expectativas, en la casa del vigilante se montaron, de manera temporal y sencilla, algunos de los objetos de las ofrendas encontradas. Por esa razón, a la casa del vigilante se le denominó  “museo”.

A finales de los años 70, el doctor Román Piña Chan propuso crear un museo arqueológico en el antiguo convento franciscano de la ciudad de Tzintzuntzan. Con ese fin, reunió materiales originales y réplicas de objetos de las distintas culturas; sin embargo, el proyecto no prosperó. En 1992, cuando se desarrollaba la undécima temporada de exploraciones en el sitio, la población demandó nuevamente que los materiales arqueológicos de “sus antepasados” permanecieran en la localidad. De ese modo, se construyó un pequeño edificio para exhibir parte de los objetos recuperados.

Finalmente, en 2014 se reinauguró el Museo de Sitio de la Zona Arqueológica de Tzintzuntzan.

 

Temáticas tratadas en el Museo de Sitio de las Yácatas
 

El museo exhibe dos centenas de piezas obtenidas en diferentes temporadas de exploración en el centro ceremonial, en el espacio denominado como la Gran Plataforma, así como en otros sitios arqueológicos de Ihuatzio.

Destacan piezas de cerámica conocidas como patojos, vasijas trípodes, vasijas de asa de estribo y vertedera, todas ellas características de la cultura purépecha; hachas, hachuelas, agujas, cascabeles y ornamentos elaborados en bronce (aleación de cobre y estaño); besotes, orejeras de obsidiana pulida, algunas con incrustaciones de turquesa; puntas, cuchillos y otros artefactos líticos y algunos petrograbados. 

Pretende ser un complemento a lo que el visitante puede ver en la zona arqueológica. Al entrar se observa una maqueta de la cuenca del lago de Pátzcuaro, donde se señalan los principales asentamientos o lugares mencionados en La Relación de Michoacán, cuando se refiere a la migración de los purépechas. 

Los materiales que se exhiben, permiten tener una visión general de la cultura material de los estratos más altos de la sociedad purépecha; su combinación con diversas láminas de La Relación de Michoacán permiten apreciarlos como objetos de la vida cotidiana, utilizados en actividades domésticas, rituales, religiosas o productivas. Los purépechas o tarascos destacaron por lo sofisticado de su alfarería, su orfebrería, metalurgia y pulido en piedra. En cada una de las vitrinas del museo están representadas estas actividades.

Finalmente en el museo se toca el final del imperio y la llegada de los españoles, mostrándonos objetos pertenecientes a ese periodo y dando cuenta de la parte del siglo XVI, cuando ambos grupos habitaron este espacio.

 

Acceso
 

Este museo de sitio se localiza dentro de la Zona Arqueológica “Las Yacatas”,  aproximadamente a 100 kilómetros de la ciudad de Morelia, para llegar se toma la carretera federal 120 Morelia-Pátzcuaro; tomando la desviación hacia la ciudad de Quiroga o bien por la antigua carretera Guadalajara-Morelia, virando en la población de Quiroga hacia el sur, y la salida del pueblo se encuentra el camino hacia el sitio.
 

Servicios disponibles en el Museo de Sitio de las Yácatas
 

En este museo se realizan visitas guiadas para público en general, escolares o grupos diversos. 
 

Horario
 

Martes a domingo de 9:00 a 17:00 horas. 

 

Costo de acceso
 
Entrada general: 55 pesos.

 

Contacto
 

Titular del Museo de Sitio de la Zona Arqueológica de Tzintzuntzan
José Miguel Cabrera Arcos
Correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
 

Aviso: Por el momento este museo está cerrado a la visita pública.