INAH
Inicio boletines Conservación Conservarán pintura rupestre de Aguascalientes
Conservarán pintura rupestre de Aguascalientes
(1 voto, media 5.00 de 5)
Viernes, 08 de Julio de 2011 14:54
smaller text tool iconmedium text tool iconlarger text tool icon

Restauradores del INAH trabajarán en el sitio arqueológico El Ocote.

Patrimonio vulnerable
 

CONSERVARÁN PINTURA RUPESTRE DE AGUASCALIENTES

*** Cinco conjuntos con este tipo de manifestaciones culturales del sitio arqueológico El Ocote, serán atendidos por restauradores del INAH para contrarrestar daños por intemperismo

*** Serán plantadas especies que servirán de barrera, cubierta y cortina rompevientos, que ayudarán a proteger las imágenes pintadas sobre rocas del Cerro de los Tecuanes

 
Restauradores del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH-Conaculta) trabajarán en la conservación de la pintura rupestre del sitio arqueológico El Ocote, en el estado de Aguascalientes, testimonios que a diferencia de lo que el visitante pudiera pensar, es uno de los patrimonios culturales más vulnerables a los embates medioambientales y al vandalismo, particularmente del graffiti.

Aunque en el caso de El Ocote no existe afectación por esta última causa, los efectos del medio ambiente han ocasionado la erosión y degradación de la piedra volcánica en la que grupos prehispánicos dejaron pintados, sobre algunos de los paramentos del llamado Cerro de los Tecuanes, y en rocas asociadas a éste, diseños naturalistas y abstractos de pequeño formato en tonos rojos.

Después de realizar un diagnóstico, especialistas del Centro INAH-Aguascalientes y de la Coordinación Nacional de Conservación del Patrimonio Cultural (CNCPC), se darán a la tarea de proteger estas pinturas rupestres distribuidas en cinco conjuntos en el sitio, para ello —y como parte de una primera etapa— serán plantadas varias especies de árboles que harán las funciones de barrera, cubierta y cortina rompevientos.

La restauradora Sandra Cruz señaló que la atención de las manifestaciones grafico-rupestres de El Ocote, sitio que además tiene restos de construcciones que datan del 650 a 900 d.C., forma parte del Subprograma de Atención y Conservación a Sitios Arqueológicos del Norte y Occidente de México, derivado del Programa Nacional de Conservación de Pintura Mural Prehispánica, que inició el INAH el año pasado.

El maestro en Ciencias, Pablo Torres, responsable del área de Investigación Biológica de la CNCPC del INAH, explicó que El Ocote se ubica en un área donde confluyen distintos ecosistemas: matorral xerófilo, bosque de clima templado, y otro más en que se mezclan el bosque tropical y el matorral; de ahí que los cambios de clima sean drásticos y afecten las improntas pictóricas, cuya antigüedad no ha sido aún determinada, pero que podría ser anterior a la construcción y ocupación de las estructuras arqueológicas.

Para crear la cortina rompevientos, que disminuirá el impacto de las ráfagas hacia la ladera oeste del cerro, donde está distribuido el panel más grande de pinturas (aproximadamente 16 m²), serán plantadas especies como el cedro blanco y el eucalipto, que son de rápido crecimiento.

También, dijo, se hará una cerca con cactáceas endémicas para que las personas observen estas pinturas desde cierta distancia, pues en ocasiones y por desconocimiento, el visitante suele tocar o vaciar agua sobre las mismas a fin de apreciarlas mejor, sin saber que esto afecta aún más su estado de conservación.

Los especialistas Pablo Torres y Sandra Cruz coincidieron en la importancia de colocar una cubierta vegetal, con una especie de la zona del Altiplano, cercana al sitio de Teotihuacan, en el Estado de México, que evita la acumulación de sales provocada por el arrastre de materiales durante las lluvias.

Este tipo de césped aprovechará los minerales que derivan de este arrastre de materiales, evitando así que migren hacia las rocas donde están las pinturas, pues cabe decir que son las capas de sales las que impiden en mayor medida su visibilidad, detallaron.

La restauradora Sandra Cruz comentó que también se intenta compaginar la protección de las pinturas rupestres con la conservación de las estructuras prehispánicas que están parcialmente expuestas, mientras se reanudan los trabajos de excavación en el sitio por parte de arqueólogos del Centro INAH-Aguascalientes.

En ese sentido, y también para evitar que las lluvias dejen expuestos algunos materiales arqueológicos, se plantarán magueyes y sábilas en las inmediaciones del sitio, que servirán para detener la erosión del suelo por las corrientes de agua.

El Cerro de los Tecuanes es un gran macizo rocoso delimitado por cortes verticales de roca, formando frentes que fueron aprovechados por antiguos grupos indígenas para plasmar las pinturas. La mayor concentración de estas imágenes está en la pared oeste, mientras los otros cuatro conjuntos se distribuyen en rocas exentas que se ubican en la cima como en las laderas.

Al parecer, conforme estudios del arqueólogo Daniel Valencia, del INAH, los diseños pictóricos fueron realizados en dos temporalidades. Los más antiguos son aquellos de carácter abstracto (figuras geométricas) y que tienen una tonalidad rojiza, que ahora es más tenue. A éstos se sobreponen —en algunos casos— representaciones zoomorfas y antropomorfas más recientes.

Entre agosto y septiembre dará comienzo la conservación de las pinturas rupestres, trabajo que se conjuntará con las tareas de mantenimiento que hará el Centro INAH-Aguascalientes en El Ocote mediante el Programa de Empleo Temporal, que desarrollan de manera conjunta la Secretaría de Desarrollo Social y el INAH.

En ello, participarán los arqueólogos Ana María Pelz y Jorge Luis Jiménez, así como Teresa Rendón, restauradora del Centro INAH-Aguascalientes; por parte de la CNCPC, participarán las restauradoras Alejandra Bourillón, Jimena Portocarrero y Sandra Cruz, además del maestro en Ciencias, Pablo Torres.

Sandra Cruz concluyó que una parte complementaria de esta labor será desarrollar estudios aplicados a la conservación en términos de la caracterización de los materiales constitutivos, así como del conocimiento de los procesos de alteración del material pétreo en que se encuentran las pinturas, la cuales serán atendidas directamente en una segunda temporada.

Conservarán pintura rupestre de Aguascalientes

Archivos adjuntos
Descargar este adjunto (pintura_rupestre_aguascalientes.pdf)Descargar[Boletín]499 Kb
Última actualización el Viernes, 08 de Julio de 2011 17:55
 

Insurgentes Sur No. 421, Colonia Hipódromo, México D.F. CP 06100 Teléfonos 4040-4624 y 4040-4300 - Comentarios sobre este sitio de internet

INAH - ALGUNOS DERECHOS RESERVADOS © 2010 - POLÍTICAS DE PRIVACIDAD

Evaluación anual de los 235 sitios web gubernamentales del Gobierno Federal enmarcado en el Programa Nacional de Rendición de Cuentas, Transparencia y Combate a la Corrupción (PNRCTCC) en 2011.         Evaluación anual de los 235 sitios web gubernamentales del Gobierno Federal enmarcado en el Programa Nacional de Rendición de Cuentas, Transparencia y Combate a la Corrupción (PNRCTCC) en 2012.        

Twitter
Facebook
Instagram
Google plus