INAH
Inicio boletines Protección del patrimonio Dignifican ex conventos morelenses del Siglo XVI
Dignifican ex conventos morelenses del Siglo XVI
(2 votos, media 5.00 de 5)
Martes, 11 de Octubre de 2011 13:58
smaller text tool iconmedium text tool iconlarger text tool icon

Conjuntos conventuales sometidos a mantenimiento y restauración arquitectónica.
Fotos  |   Video


Patrimonio Mundial  


DIGNIFICAN EX CONVENTOS MORELENSES DEL S. XVI

*** Los conjuntos conventuales de San Juan Bautista, Santiago Apóstol y Santo Domingo son sometidos a trabajos de mantenimiento y restauración arquitectónica

*** Los trabajos financiados por el Programa de Empleo Temporal han permitido también realizar hallazgos, entre ellos, de los restos de un sistema hidráulico y pasillos procesionales

 
Los conjuntos conventuales de San Juan Bautista, Santiago Apóstol y Santo Domingo, que forman parte de la Ruta de los Ex Conventos del siglo XVI, declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO, son sometidos a trabajos de mantenimiento y restauración arquitectónica, para contrarrestar deterioros estructurales; las labores en estos inmuebles históricos del estado de Morelos, también han derivado en la detección del sistema hidráulico y de los pasillos procesionales en dos de estas antiguas construcciones.

Se trata de trabajos financiados por el Programa de Empleo Temporal (PET), desarrollado por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH-Conaculta) y la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), que han destinado alrededor de tres millones de pesos en la conservación de esos tres ex conventos ubicados en las inmediaciones del volcán Popocatépetl.

Alrededor de 320 habitantes, entre hombres, mujeres, niños y ancianos, del municipio de Tetela del Volcán, están involucrados en diferentes tareas de mantenimiento, restauración y conservación de los inmuebles dominicos de San Juan Bautista y Santo Domingo Hueyapan, cuya historia de deterioros puede remontarse a 1787, cuando un fuerte sismo dañó la estructura de ambos.

En el caso del antiguo ex convento de San Juan Bautista, según explica la arqueóloga Laura Ledesma, del Centro INAH-Morelos, es el tercer año en que se aplica el PET, de modo que en esta fase se atienden las azoteas del inmueble mediante el retiro de vegetación, la aplicación de aguadas de cal para resanar fisuras e impedir filtraciones al claustro, además de impermeabilizar con agua jabonosa y alumbre.

No obstante, una de las obras de mayor alcance se concentra en los muros de contención, mismos que soportaban el relleno constructivo de la plataforma del conjunto conventual, que abarca aproximadamente una hectárea de superficie. El problema en dicha área se debió al adosamiento  de construcciones modernas al muro sur de la plataforma, de manera que el muro que sostenía ese relleno fue afectado.

“Tal parece que el edificio comienza a desplazarse hacia el sur. De acuerdo con nuestro programa, vamos a levantar de nuevo ese muro estructural para detener en cierta medida el desplazamiento. Hablamos de casi 100 metros de longitud de muro estructural por 5 de altura, y un relleno de 1.20 metros, de modo que utilizaremos muchos metros cúbicos de material”, detalló la investigadora.

A 15 minutos del Ex Convento de San Juan Bautista se halla el de Santo Domingo, en el poblado de San Andrés Hueyapan, uno de los de “salud más delicada” dentro de la Ruta de los Conventos, debido a que el sismo registrado en el siglo XVIII ocasionó la pérdida de su cubierta —misma que fue reconstruida en el siglo XIX— y el colapso del claustro, cuyos cimientos se han podido detectar por medio de excavación.

Luego de una primera temporada de trabajos efectuada con recursos del PET, en esta segunda etapa se continúa la atención del atrio del conjunto conventual. A partir de sondeos se localizaron los pasillos procesionales y el central; en la actualidad gente del lugar ayuda en la recuperación del pasillo sur.

Laura Ledesma, responsable del proyecto de conservación en los ex conventos morelenses del siglo XVI, abundó que previamente en el de Santo Domingo se realizaron maniobras para poner de nuevo en operación el sistema de drenaje colonial, lo que ha disminuido las concentraciones de humedad en la iglesia.

También en esta temporada, dijo, se trabajará en reestructurar y rejuntar (rellenar los espacios que hay entre los ladrillos) el muro sur de la parroquia. Los planes de trabajo para 2012-2013 incluyen mantenimiento general al inmueble, atención de bóvedas y retiro de relleno (material de depósito) en el lado norte del conjunto conventual.

Otro de los puntos importantes de la Ruta de los Conventos es el municipio de Ocuituco, donde se localiza el convento agustino de Santiago Apóstol que es atendido con el Programa de Empleo Temporal, bajo la supervisión del arqueólogo Raúl González, investigador del INAH en Morelos.

El experto señaló que se trata del primer conjunto conventual edificado por la orden agustiniana en toda América, donde se fundó la primera casa de los frailes en 1533 y se realizó su primer sínodo un año después.

“Ahora estamos dando seguimiento a trabajos que quedaron pendientes en 2009, en ese años fueron intervenidos los muros perimetrales del atrio, se retiraron toneladas de escombro en el lado norte del conjunto y además se hicieron labores en el límite sur del huerto.

“Hoy en día, con la participación de al menos 100 personas de la comunidad realizamos deshierbe, tala de árboles que estaban muertos, retiro de escombro para disminuir la humedad en crujías internas y de elementos arquitectónicos ajenos al convento, limpieza de todas las fachadas y trabajos en el muro norte del atrio que es de adobe”.

Uno de los hallazgos registrados como parte de estas labores interdisciplinarias—toda vez que conjuga arqueología, restauración y conservación— fueron los restos de un canal que da cuenta del control hidráulico que mantenían los agustinos en Ocuituco, y que debió formar parte del proyecto general del huerto colonial. Esto se detectó al realizar excavaciones en el sector sur del ex convento.

“Al fondo del huerto se halla lo que pensamos era un gran aljibe, un tanque que almacenaba agua y que no sólo se distribuía en éste, sino en los diferentes huertos frutícolas y de café que se encontraban en las inmediaciones”.

“Tenemos otros frentes de excavación que fueron abiertos a partir del retiro de escombro y de elementos ajenos a la construcción original, así como otros espacios en donde se restituye volumen arquitectónico, entre ellos, la fachada del muro sur del huerto. La intención es que el ex convento luzca en sí como una unidad orgánica, que todos sus elementos se integren de manera armoniosa”, concluyó Raúl González.
 

Archivos adjuntos
Descargar este adjunto (dignifican_ex_conventos_morelenses.pdf)Descargar[Boletín]505 Kb
Última actualización el Martes, 11 de Octubre de 2011 18:51
 

Insurgentes Sur No. 421, Colonia Hipódromo, México D.F. CP 06100 Teléfonos 4040-4624 y 4040-4300 - Comentarios sobre este sitio de internet

INAH - ALGUNOS DERECHOS RESERVADOS © 2010 - POLÍTICAS DE PRIVACIDAD

Evaluación anual de los 235 sitios web gubernamentales del Gobierno Federal enmarcado en el Programa Nacional de Rendición de Cuentas, Transparencia y Combate a la Corrupción (PNRCTCC) en 2011.         Evaluación anual de los 235 sitios web gubernamentales del Gobierno Federal enmarcado en el Programa Nacional de Rendición de Cuentas, Transparencia y Combate a la Corrupción (PNRCTCC) en 2012.