Se atendieron integralmente los problemas de humedad y escurrimientos de agua en cúpulas y bóvedas. Foto: Centro-INAH Oaxaca.

 

*** Al ser uno de los estados con mayor sismicidad en el país es necesario mantener en buen estado las edificaciones para evitar pérdidas irreparables

 

*** Se atendieron integralmente los problemas de humedad y escurrimientos de agua en cúpulas y bóvedas de las salas VIII, X, XII y XIII


 

 

Oaxaca de Juárez, Oax.- El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) concluyó los trabajos de restauración de las cubiertas de cuatro de las salas principales del Museo de las Culturas de Oaxaca, Ex Convento de Santo Domingo de Guzmán, con la finalidad de contribuir al cuidado y preservación de este invaluable tesoro arquitectónico de México.

 

Al ser Oaxaca uno de los estados con mayor sismicidad en el país, sus edificaciones resultan en extremo vulnerables ante este tipo de contingencias naturales; sin embargo, el macizo ex convento fue construido, en su mayor parte, con bloques de cantera verde y sobre una superficie de suelo rocoso, y las dimensiones de sus muros de carga —de aproximadamente dos metros de ancho— le han permitido resistir de manera admirable esos siniestros.

 

Dado que es necesario mantener los edificios en buen estado para que sus elementos estructurales funcionen adecuadamente en caso de movimientos telúricos; el INAH emprendió el proyecto "Mantenimiento de cubierta del Museo de las Culturas de Oaxaca:  terminación de los trabajos de Sala VIII; trabajos de salas X, XII y XIII, Ex Convento de Santo Domingo de Guzmán".

 

A través del proyecto de restauración se atendieron integralmente los problemas que presentaba la edificación, principalmente humedad y escurrimientos de agua, en cúpulas y bóvedas de diferentes salas. La restauración de las cubiertas abarcó una superficie de 548.82 metros cuadrados y comprende los techos de cuatro de las principales salas del museo.

 

Los trabajos consistieron en la liberación y consolidación de grietas en cúpulas y bóvedas, la liberación y consolidación de juntas frías, enladrillados y entortados en secciones desprendidas y con afectaciones.

 

Asimismo, se efectuó el mantenimiento de las ventanas de maderas nobles de las salas X, XII y XIII, y la impermeabilización de las bóvedas y cañones corridos, así como la liberación e integración de un conjunto de gárgolas perimetrales del inmueble.

 

Lo anterior obligó a la movilización, reacomodo y resguardo temporal de los bienes muebles y las colecciones expuestas al público. Todas las salas intervenidas ya están abiertas y disponibles para disfrute de la población.

 

La Sala VIII: Materia y espíritu (siglos XVI al XVIII) aborda los conocimientos especializados de la época y aspectos de bellas artes, así como las aportaciones de los indígenas a estas áreas; aquí se intervino una sección del cañón corrido. En la Sala X: Orden y Progreso (1876-1911), correspondiente al Porfiriato, se atendieron tres cúpulas y la sección del cañón corrido.

 

En la Sala XII: Pluralidad Cultural, se intervinieron cuatro cúpulas y la sección del cañón corrido; y en la Sala XIII: La Defensa de las Memorias, tres cúpulas y el cañón corrido.

 

El proyecto fue asesorado y supervisado por la Coordinación Nacional de Obras y Proyectos del INAH, y por personal de la Sección de Monumentos Históricos del Centro INAH Oaxaca. Por la extensión considerable de la superficie total de las cubiertas, el proyecto se lleva a cabo de manera parcial, en temporadas de campo anuales, las cuales el Instituto pretende continuar hasta concluir todas.

 

El Ex Convento de Santo Domingo de Guzmán data de finales del siglo XVI y principios del XVII, hoy es sede del Centro Cultural Santo Domingo, integrado por el Jardín Etnobotánico, el Museo de las Culturas de Oaxaca, la Biblioteca Francisco de Burgoa, la Hemeroteca Pública Néstor García Hernández y el templo del mismo nombre que el conjunto conventual.

 

En 1993, luego de haber sido ocupado durante varias décadas por el Ejército, fue recuperado por la federación, dando inicio los trabajos para una restauración integral, cuyos afanes concluyeron el 24 de julio de 1998.

 

Esa intervención integral del inmueble duró más de cinco años y convocó a diversas instancias como el entonces Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, el Instituto Nacional de Antropología e Historia, el Gobierno del Estado de Oaxaca, Fomento Social Banamex y a la sociedad civil, a través del Patronato Pro Defensa del Patrimonio Cultural y Natural de Oaxaca.

 

Cabe destacar que el Centro Histórico de la Ciudad de Oaxaca fue inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, en 1979, y una de sus edificaciones más representativas es el Ex Convento de Santo Domingo de Guzmán.

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (20200219_boletin_056.pdf)Boletín 56[Descargar]

Atención a medios de comunicación

 

Gabriel Ulises Leyva Rendon

Director de Medios de Comunicación


Arturo Méndez

Atención a medios de comunicación

arturo_mendez@inah.gob.mx

artest26@yahoo.com.mx

Ext. 417511

 

Foto del día

Máscara funeraria